Archivo de la etiqueta: Viña Rock

Emprende, que algo queda (volúmen 2)

Me parece de recibo recuperar en estos momentos un texto que escribí el 12 de diciembre de 2012.

“Hay ciertas palabras, conceptos, ideas, utilizadas en el lenguaje político que me retumban en la cabeza cada vez que las escucho. Me detendré en una muy de moda desde hace tiempo: “emprender”, o “emprendedor”. Según la definición de la Real Academia Española (RAE), un emprendedor significa “que emprende con resolución acciones dificultosas o azarosas”, mientras que emprender se define (en su primera acepción) como “acometer y comenzar una obra, un negocio, un empeño, especialmente si encierran dificultad o peligro.

Como en otros términos utilizados frecuentemente desde las esferas políticas o los medios de comunicación, la idea emprendedora se remite práctica y únicamente al terreno empresarial. Es decir, cuando se dice que de la crisis sólo vamos a salir emprendiendo y creando emprendedores se piensa en crear empresas, pedir créditos para ello, generar riqueza que luego generará empleo…ya se saben el discurso, creo.

Pero claro, si atendiéramos al significado real de la palabra, muchos ciudadanos españoles se incluirían dentro de esta categoría. Otra cosa es que los gobernantes se acuerden de ellos cuando la utilizan. ¿No hay miles de personas que emprenden con resolución acciones dificultosas y azarosas para llegar a fin de mes? ¿No hay miles de españoles que acometen un empeño que encierra dificultad o peligro cuando intentan paralizar un desahucio, una situación que consideran injusta? Ejemplos hay muchos, pero las ayudas (pocas) para “jóvenes emprendedores” no están pensadas en este sentido y simplemente se refieren a que presentes un modelo de negocio, inviertas una cantidad x de dinero y pidas otra cantidad x de crédito bancario para completarlo. Y luego, ya veremos. Por cierto, que me consta que estas prometidas ayudas a las pymes, al pequeño comercio y a los emprendedores, al menos en Castilla-La Mancha no están ni se las esperan, pero eso es otro tema.

Continuar leyendo

Anuncios

Las intrahistorias del Viña

El último fin de semana de Abril o el primero de Mayo va unido desde hace ya muchos años a la ciudad de Villarobledo. El festival Viña Rock se ha convertido en uno de los eventos musicales más multitudinario de toda la escena estatal. Y lo ha hecho pese a tener menos cobertura mediática que otros festivales como el FIB de Benicassim o el Primavera Sound, entre otros. Lo ha hecho también con un esfuerzo y una filosofía de incluir prácticamente un 90% de bandas y artistas de aquí, algo que en un país en el que el rock y otro de tipo de músicas menos comerciales siempre ha tenido una especie de desconsideración generalizada. O al menos así lo he notado yo, vamos.

Siempre me apetece contar cosas sobre el Viña Rock, pero no los aspectos puramente musicales,de los que ya tenemos mucha información. Me interesan las intrahistorias que provoca el mundo viñicola y todo lo que se mueve alrededor. Así, el año pasado hacía un poco de memoria sobre esto en “Historias viñícolas”. A la vuelta, hice una “no-crónica”.

Pues bien, el festival sigue vivo. Y en los tiempos que corren, ya es bastante que se mantenga, todo sea dicho. Desde el día 1 de Mayo, varias decenas de miles de personas pasarán por la ciudad de Villarrobledo. Es evidente el variadísimo perfil de personas asistentes año tras año al festival. Están los que van porque los grupos le interesan de verdad. Los que van a la fiesta sin más e irán a ver a poquitas bandas. Los que ni siquiera compran entrada, muy numerosos, y se dedican a hacer vida en el cámping y alrededores. Están los que van a intentar sacarse algo de dinero vendiendo latas de cerveza, bocatas, pulseras, camisetas y todo lo que se os ocurra, drogas ilegales incluídas. Está la gente de Villarobledo, que también aprovechan la invasión para ofrecer de todo, duchas, baños o alquileres de casas y locales. Incluso, como ya pude ver el año pasado se cobraba por cargar un rato el teléfono móvil. Supongo, que este tipo de negocio será aún muchísimo mayor este año 2013. Por la recesión y tal.

Y luego están los grupos. Si uno mira el cartel, hay un gran porcentaje de bandas que tienen, o han tenido, un compromiso más o menos claro con sus letras. Así, a bote pronto: Boikot, Riot Propaganda, La Pegatina, Arianna Puello, Segismundo Toxicómano, Soziedad Alkoholika, Disidencia, Malos Vicios, Talco, Obrint Pass, Trashtucada, Narco, KOP, Tote King, Ska-P, El Último Ke Zierre….y podría seguir.

Continuar leyendo