Archivo de la categoría: Movimientos sociales

Un FiSahara desde la sala de prensa

Cuatro años después he vuelto a pisar los campamentos de población refugiada saharaui en Tinduf (Argelia). Cada viaje es distinto, cada momento se vive de manera diferente. Volver allí, con motivo del FiSahara 2014 y formando parte del equipo de comunicación (junto a los enormes Sato Díaz, Carlos Cazurro, Guille Chapa y Mikel Cano) se antojaba una experiencia aún más distinta que las anteriores. Tirando de tópico, como dice el makin of de 2013, montar este festival puede parecer un milagro. Uno, que no cree en los milagros se da cuente estando allí, desde “dentro”, que los milagros se hacen posibles por el esfuerzo minuto a minuto de todas las personas que rodean al evento. Desde la directora ejecutiva hasta el último saharaui de la wilaya de Dajla todos ponen el cien por cien para que un festival de cine en un campamento de refugiados se haga realidad. El evento sirve para que durante varios días se pueda llegar a conocer el conflicto en diferentes puntos del planeta. En especial España, claro, pero también en Sudáfrica, Italia, EEUU, Reino Unido, Bélgica o México, entre otros. Para mi ha sido un viaje distinto, con poco tiempo para palpar y empaparme de conversaciones y escenas cotidianas de la vida saharaui. Intentar facilitar a los periodistas su trabajo durante estos días requiere un tiempo y un esfuerzo que se ve recompensado sólo por el hecho de que haya habido más personas a las cuales les haya llegado la lucha del pueblo saharaui. A pesar de ello, me quedo con muchos recuerdos en mi cabeza que a base de pinceladas describo a continuación. Las clasifico por personas, o mejor dicho “personajes”. Porque al fin y al cabo de eso trata este conflicto, de personas con sueños y derechos que no se cumplen.

general

Continuar leyendo


¿Os imagináis una concentración xenófoba en la Plaza de Lavapiés?

Del barrio de Lavapiés sabrás lo que te haya tocado escuchar. Si no has estado nunca y eres fiel seguidor de ciertos medios de comunicación, pensarás que es un barrio peligroso, casi como las calles de Mogadiscio (Somalia), como describió un periodista de ABC. La inmigración, la delincuencia, la suciedad. Seguro que han escuchado más de una vez a alguien relacionar estos conceptos con el barrio mencionado. Esta gente, que asegurará en muchas conversaciones que no es para nada racista, quizás se limite a ignorar el barrio, a no pasar por él. Para otros, con sus defectos, claro está, es un hervidero de culturas, diversidad y tolerancia. Un reflejo de la sociedad en la que vivimos, en la que puedes tener de vecino a una persona de origen marroquí o de etnia gitana, puedes comprar en una panadería de unos andaluces emigrados a la capital en los 60, cenar en un restaurante indio, ver una obra de teatro protagonizada por una compañía madrileña joven e independiente, escuchar los djembes de los africanos en las plazas o jugar al baloncesto con dominicanos, entre otras muchas cosas.

Este barrio multirracial provoca sarpullidos y odio en ciertos sectores de la población. Así lo han querido reflejar últimamente, atacando de noche, por ejemplo, la sede de la ong SOS Racismo. “Denunciáis a los que protegen nuestras fronteras; Alto a la invasión”, se leía en la pancarta que acompañaba a dos muñecos colgados. También se han podido ver por el barrio varias pintadas con el lema “Rojos no” y el símbolo del punto de mira.

Este punto de mira se ha cristalizado en una convocatoria para el 8 de marzo que ya circula por las redes sociales. Bajo el mismo lema, “Alto a la invasión”, varios grupos o partidos políticos agrupados en una plataforma llamada “La España en Marcha”, convocan a una concentración en el epicentro del barrio, la Plaza de Lavapiés. A cualquiera que conozca el barrio, ¿os imagináis una concentración así? Las concentraciones hay que comunicarlas, no pedir autorización, pero es competencia de la Delegación del Gobierno el poder prohibirlas, como ya ha sucedido en otras ocasiones. Leo en Twitter que un diputado de IU ha presentado un recurso para que se prohíba. Si queda alguien en su sano juicio en esta institución, no se debería llevar a cabo a no ser que haya gente que busque directamente una batalla campal. ¿Qué hará Cristina Cifuentes?

Actualización 18:00, Jueves 27. Cristina Cifuentes ha anunciado con el siguiente tweet la prohibición de la concentración.


El ombliguismo de Madrid y el surgimiento de Pablo Iglesias

El pasado martes fui al Teatro del Barrio (interesante iniciativa, por cierto) a ver un concierto-coloquio del grupo Reincidentes (en apoyo a esta campaña de Diagonal, por cierto). “A veces es que desde Madrid os miráis mucho el ombligo, ¿no?,”, dijo Fernando Madina, cantante y bajista del grupo en un momento dado tras una pregunta del público. La pregunta se refería a la opinión del grupo sobre “la unidad de la izquierda” al hilo de propuestas como la de Pablo Iglesias o la figura de Alberto Garzón. La respuesta de Madina vino a decir que básicamente no tenía mucha opinión sobre aquello ya que ellos sentían mucho más cerca a la gente del Sindicato Andaluz de Trabajadores (SAT). (aquí podéis ver la respuesta completa. No sale lo del ombligo, pero os aseguro que es lo primero que dijo, está cortado el principio) Esa especie de “distancia” o indiferencia que tomó Madina con , digamos de alguna manera “lo que se cuece políticamente por Madrid” culminó con eso del ombliguismo. Es algo en lo que creo que Madina tenía toda la razón del mundo. Y es que a veces, desde Madrid o desde determinados sectores capitalinos (sobre todo periodistas, politólogos o activistas de diferente tipo)  nos creemos que todas las personas están al tanto de todo lo que nosotros sabemos o vemos. También llegamos a pensar que la mayoría de gente comparte nuestro pensamiento, como si viviéramos en burbujas.

Es evidente que a Pablo Iglesias Turrión se le conoce infinitamente más en Madrid que en el resto del Estado. Pero parece evidente también que cada vez más gente lo conoce en diferentes puntos geográficos. Otra cosa es que sepan más o menos de él. Por si alguien no sabe de lo que estoy hablando, contextualizado brevemente: A Iglesias lo pueden conocer por aparecer en diferentes tertulias de todo signo político. Es el joven con coleta y perilla que se ha enfrentado a Francisco Marhuenda o Eduardo Inda, por poner un ejemplo. Hace poco anunció la creación de una formación política predispuesta a presentarse a las elecciones europeas bajo el nombre de “Podemos”. El asunto, en cierta burbuja madrileña y/o activista ha causado sensación. Que si rompe la unidad de la izquierda, que si es una esperanza….Opiniones sobre la operación política de Iglesias o Juan Carlos Monedero no faltan y hay bastante incertidumbre sobre cómo cristilizará esto, si habrá convergencias con otras fuerzas políticas, principalmente IU o de quién finalmente se presentará a las listas. Hay muchísima literatura en la web sobre el asunto, diferentes entrevistas o artículos de opinión. Todo está en el aire y no es objeto de este artículo (precisamente por lo que ya hay escrito, investiguen) analizar  todo esto que les acabo de contar.

Continuar leyendo


La magia de la radio (comunitaria y educativa)

La magia de la radio. Frase que habrán escuchado decenas de veces al referirse a este medio de comunicación. Esa magia puede aparecerse, en primer lugar, en el oyente, por supuesto. Las personas aficionadas a escuchar la radio, que han crecido con ella, que tienen en el hecho de encender su aparato un acto de pura rutina, saben lo que es la magia de la radio. Seguramente también lo saben los profesionales históricos de esta profesión, llámense Gabilondo, De la Morena, Del Olmo, Losantos, Nierga o Barceló. O los miles de trabajadores “anónimos” que campan por las provincias del Estado Español manteniendo vivas, cada vez con menos medios y más trabajo esta magia de la radio local y cercana a la ciudadanía. La magia de la radio se ha unido últimamente a la tecnológica, y ya es bastante habitual el uso de Internet para escuchar allá donde el FM no llega o donde el tiempo de la persona tampoco lo hace, creándose la radio a la carta.

En un mundo, y un sector, cada vez más marcado por la competitividad,la viabilidad y las cifras, es evidente que la audiencia es un factor importante. A más audiencia, mejor publicidad, más ingresos y viabilidad empresarial. Las grandes radios compiten por estar en el top del Estudio General de Medios y los “grandes” periodistas participan a veces en un mercado de fichajes cual pretemporada futbolística.

Pero la radio es mucho más que eso y, sobre todo, hay otros tipos de magia radiofónica menos conocidas.  Alejadas de EGMs, fichajes, audiencias, con las cifras en la mayoría de ocasiones más claras e incluso alejadas (mejor dicho,apartadas) del sistema legal, se encuentran las radios libres y comunitarias. Ya introduje unas pinceladas sobre lo que son hace tiempo. Podría escribir mucho más, ya que el asunto da para tesis y libros. Pero es que, como en otras muchas historias, la verdadera magia de la radio comunitaria se encuentra al participar en ella. Como decía una pseudoperiodista teatrera de la que salvo sólo la frase para este caso, “No es lo mismo contarlo que vivirlo”. Por mucho que escuchéis el audio que dejo al final del artículo, no será lo mismo. No veréis las caras de los participantes, ni comentaréis con ellos las sensaciones antes y después de entrar al estudio de radio. No veréis la evolución real y palpable de muchas de esas personas. Ni los nervios previos. Os haréis una idea, eso sí, de lo que la radio significa para estas personas. La magia de la radio, de una radio pequeña en la que no miramos la audiencia ni es lo que más importa. Porque la magia está en estas personas, que con diferentes perfiles e historias de vida han encontrado en la comunicación una herramienta perfecta para desarrollarse. Y les engancha. Para ellos la satisfacción está ya en comunicarse delante de un micrófono y salir al aire sea para dos o cien personas.

Continuar leyendo


Momentos de una manifestación en apoyo al Sahara

No soy fotógrafo y mis nociones teóricas no van más allá de cosas básicas vistas en primero de carrera y alguna cosa adquirida por mi trabajo en prensa escrita. A pesar de eso, cuando cae una cámara “buena” en mis manos, me gusta hacer como si hago fotos. Las que abajo presento no son ni mucho menos las mejores que os podréis encontrar sobre la Manifestación Estatal de Apoyo al Sahara que tuvo lugar en Madrid el sábado día 9. Pero creo que reflejan lo que son estas concentraciones, realizadas año tras año cuando se conmemora la fecha, 14 de noviembre, que certificó la traición del gobierno español al Sahara, cediendo unilateralmente el territorio a Marruecos y Mauritania en los llamados Acuerdos de Madrid.

Las banderas de la RASD siempre son el elemento más visible de las manifestaciones de apoyo al pueblo saharaui

Las banderas de la RASD siempre son el elemento más visible de las manifestaciones de apoyo al pueblo saharaui

Continuar leyendo


Canciones para una huelga educativa

A estas alturas de semana, sentencia de la Doctrina Parot aparte, una parte importante de la ciudadanía está pendiente, de una huelga convocada en el ámbito educativo para protestar por la llamada Ley Wert. Estudiantes, profesores y padres se manifestarán en todos los puntos del Estado para mostrar su rechazo a la LOMCE. Tiempo de manifestaciones y protestas reclamando una Educación pública y de calidad, y tiempo también para hacer un repaso a algunas canciones dentro del panorama estatal que han tratado de alguna manera esta temática. La revista Rolling Stone realizó una clasificación similar, más centrada en los profesores. Aquí va la mía:

-Tan Sometido (La Polla)

Siempre digo que Evaristo tiene canciones para todos los temas que te puedas imaginar. Sobre aspectos educativos, varias, pero ésta a mi juicio es la más explícita, directa y representativa. Con su habitual tono, Evaristo nos dice que “hay que estudiar una carrera con salidas de las miserias de la vida”. Menciona, año 1996 (la LOPEG en vigor), aspectos como “El mercado laboral pronto va a necesitar gente con preparación, más competitividad, no pensar ni criticar, sumisión, adaptación”. Y su frase estrella, “Y llaman Universidades, a criaderos de mutantes”, que es lo que piensan, más o menos, muchos de lo que puede ser en un futuro la educación sino se realizan las inversiones necesarias.

-La Vieja Escuela (Boikot)

Corría el año 2002 y las protestas universitarias contra la Ley Orgánica de Universidades (LOU) comenzaban a copar titulares. Ya se realizaban clases en la calle a modo de protesta y fueron varios meses de lucha en todo el país (incluso un humilde servidor recuerda movilización en Albacete). La banda madrileña Boikot sacaba disco ese año, cada vez más asentada como formación “grande” dentro del panorama punk-rock. Grupo siempre pegado a la actualidad y crítica en sus diferentes discos, incluyó en su cd “De Espaldas al Mundo”, la canción, “La Vieja Escuela”. De música fiestera y estribillo fácil, “Somos la alternativa de este mundo tan hipócrita, tenemos las respuestas con nosotros no podrán”, el tema funcionó muy bien en directo. Los Boikot llaman a´los estudiantes a coger el timón, marcar el rumbo y ser la alternativa a cambiar el mundo. “No les interesa que pienses por ti mismo”, señala una voz incluida en la canción.

Continuar leyendo


Los personajillos de Telecinco nunca irían a un grupo scout

Pertenezco a un grupo scout desde hace 18 años. He pasado de ser un niño pequeño que iba a divertirse al parque de su barrio a convertirme en un voluntario con formación que ejerce de monitor o coordinador de actividades juveniles. Este hecho me ha permitido mantener multitud de largas conversaciones para aclarar ciertas dudas con gente de mi alrededor que o bien no tenía ni idea de lo que significa un grupo scout o bien tenía una visión distorsionada.

Reconozco que el origen del movimiento scout, militar y surgido en plena Guerra de los Boers a finales del siglo XIX  y principios del XX no me entusiasma demasiado. Pero a nivel educativo, los scouts proponen una metodología espléndida y muy completa en el campo de la educación no formal.

Los scouts han vuelto a aparecer en los medios generalistas “gracias” al programa reality de televisión, “Campamento de Verano”, emitido en Telecinco. Varios personajillos famosetes tales como modelos, habituales de programas del corazón o de otros programas de tv similares tienen que convivir en un campamento de verano sometidos a ciertas normas de disciplina y sumisión, según dijeron en el primer programa. Estos personajillos se someterán al juicio de otros tres personajillos que actúan como jurado según se comporten o convivan entre ellos los concursantes. Un jurado que no tarda ni un minuto en discutir a gritos y que al rato llaman gordas a dos concursantes. A los concursantes les llaman scouts, llevan una camisa de color beige (parecida al uniforme que se llevó durante varios años) y una pañoleta de color rojo.

Continuar leyendo